martes, 22 de enero de 2019

DECLARACIÓN DE PRENSA DEL 

Foro Itinerante del Poder Popular 

“Independencia, Socialismo y Paz”  del 

estado Carabobo, 
El Foro Itinerante del Poder Popular “Independencia, Socialismo y Paz”  del estado Carabobo, llama a todas las organizaciones del Poder Popular, especialmente a las Comunas y Consejos Comunales, a los estudiantes y la juventud en general, al movimiento de las mujeres, los sindicatos de la clase obrera, los gremios profesionales, los campesinos, movimientos culturales y deportivos, a los intelectuales, los militares patriotas, al movimiento de los pensionados, las personas con alguna  discapacidad, a la sexo-diversidad, grupos religiosos y pueblo en general, a participar activamente en la conmemoración de los 61 años de la gesta histórica del 23 de enero de 1958 que selló definitivamente el derrocamiento y la derrota de la dictadura militar pro-imperialista y criminal del General Marcos Pérez Jiménez, al tiempo que dio inicio a la nueva era de la vida democrática de la Venezuela del siglo XX.
Han transcurrido seis décadas de esta memorable gesta popular y hoy nos encontramos en una nueva encrucijada histórica: consolidar la paz sustentada en la unidad nacional o aceptar la guerra que nos divide y destruye; fortalecer la independencia y la soberanía o someternos a la subordinación y esclavitud frente al imperio yanky; fortalecer y profundizar la democracia directa, participativa y protagónica del pueblo soberano o regresar a la caduca democracia  formal y representativa, del puntofijismo partidista, capitalista, burgués y piti-yanky.
Los acontecimientos fundamentales de estos veinte años de refundación de la patria (sustentada en la Carta Magna que consagra la doctrina y el destino libre y soberano de la nueva República Bolivariana que hoy somos), han demostrado que las nuevas fuerzas del poder popular, el liderazgo chavista (de Hugo y Nicolás) y la unión cívico-militar, constituyen el nuevo sujeto histórico de la Venezuela soberana. Por otro lado, las viejas fuerzas económicas, sociales, políticas, intelectuales, religiosas y militares del capitalismo venezolano, serviles al imperio del Norte, persisten en sus despropósitos de retrotraernos al pasado de hambre, miseria y represión, dependencia y opresión imperial. La guerra económica, la guerra mediática, la guerra diplomática, la guerra criminal, la violencia guarimbera, la conspiración golpista y la acción criminal del magnicidio, son sus herramientas destructivas. Pero, no han podido ni podrán derrotar la soberanía popular.   
Hoy tenemos una Venezuela libre y soberana, con una Constitución y un Plan de la patria  que marcan y guían nuestro rumbo como pueblo que construye su propio destino con base en el trabajo estable y digno, un ingreso familiar seguro, viviendas  dignas y accesibles para una vida decente, un sistema educativo totalmente gratuito, popular y de calidad, un Sistema Nacional de Salud para la atención médica gratuita, accesible y directa para todo el pueblo en cada comunidad, un elevado nivel de participación popular y masiva en el desarrollo cultural, deportivo, científico y tecnológico del país, una inexpugnable unidad cívico-militar patriótica, popular y revolucionaria que garantiza la seguridad y defensa estratégica de la nación fundada por nuestro Padre Simón Bolívar.
Conmemorar una vez más los episodios generados por el espíritu patriótico, unitario, popular y anti-imperialista del 23 de Enero, significa reconocer el nacimiento insurgente y violento del Poder Popular como expresión política y orgánica de la soberanía encarnada en el propio pueblo. En tal sentido, es nuestro deber recordar  que ese Poder Soberano fue desconocido y desplazado por el Poder Constituido, representado en esa época por la burguesía de FEDECÄMARAS, el Alto Clero y el Alto Mando Militar, a través de sus partidos políticos (AD y COPEI), unidos todos en el funesto Pacto de Nueva York, auspiciado por el poder económico norteamericano y luego patentado en Caracas por los líderes Rómulo Betancourt y Rafael Caldera con el nombre de Pacto de Punto Fijo.
Hoy, después de sesenta  y un años de aquella primera insurgencia popular, anti-dictadura y anti-imperialista del siglo XX y habiendo recorrido un camino lleno de dificultades y de fuertes ataques de los enemigos del pueblo, tenemos un Poder Popular que ejerce su propia soberanía política y determina el rumbo histórico de la nación. Los revolucionarios bolivarianos que formamos parte esencial de ese Poder Popular, seguimos apostando a la unidad, la lucha y las batallas necesarias para seguir en victoria, tal como lo inició Hugo Chávez y lo continua haciendo Nicolás Maduro, bajo la doctrina liberadora bolivariana y socialista en perfecta unión cívico-militar por Venezuela, América Latina y el Caribe.
Para conversar y recrear los aprendizajes en torno a los hechos de nuestra historia reciente y el desarrollo del Poder Popular a partir del 23 de enero del 58, te invitamos a participar en el Foro que realizaremos el próximo sábado 26 de enero en la sede del Museo de Arte Valencia, MUVA (antiguo Ateneo de Valencia) a partir de las 10:00 am. Los ponentes invitados son: el profesor Antonio Guevara, la abogada Aura Piña y el Doctor Christian Farías.
Nuestro compromiso irreductible es con el Poder Popular para garantizar la paz, la soberanía, la democracia directa y la construcción del socialismo bolivariano en esta patria de Guaicaipuro, José Leonardo, Miranda, Bolívar, Simón Rodríguez, Zamora, Pío Tamayo, Fabricio Ojeda, Hugo Chávez. Si estás de acuerdo, incorpórate y participa. Te esperamos.
Por el Foro Itinerante del Poder Popular “Independencia, Socialismo y Paz”:
Christian Farías, Pedro Guerrero, Francisco Ochoa, Gustavo Vásquez, Ismael Noé, Bárbara Vásquez, Aura Piña, Betty Fernández, Francisco Pérez, Gerardo Valero, Jesús Serrano, César  Silva, Mauricio Salazar.

Constituyente, Juan Carlos Alemán


Otra muestra de la escalada injerencista.
Desde la vicepresidencia gringa HOY llaman a desconocer la autoridad del pdte Maduro.
¡Alertas!

A través del programa ´Primera Página´ transmitido por Globovisión el Constituyente, Juan Carlos Alemán, dijo que “hay que solidarizarnos con esa campaña contra la xenofobia de la que estamos siendo objeto los venezolanos, es importante recalcar que solo en Ecuador el año 2018 hubo 70 femicidios y no puede ser que solo por una situación específica que haya sucedido se nos esté catalogando como se nos está catalogando”.
Por otra parte agregó que “la AN como poder legislativo se encuentra en desacato, producto que ha desobedecido mecanismo de control que tiene el resto de los poderes (…) hay un plan que lleva la derecha para tratar de capitalizar ese descontento cuando se da cuando te falta el agua, cuando tienes problemas de energía, con el gas, bueno es natural que haya un descontento”.   
Por otra parte agregó que “el año pasado pasamos un gran drama, nosotros compramos 300 mil dosis para los insulinodependientes y después que habíamos hecho el pago y teníamos todos los permisos sanitarios el gobierno colombiano los retuvo, basados en el bloqueo, así pasó con los perniles, incluso nosotros le suministramos energía eléctrica al estado de Roraima, en Brasil, y ahora dicen que no tienen mecanismos como pagarnos (…) se suman al juego de política internacional que lleva el imperialismo norteamericano y el juego es ahorcarnos económicamente para tratar de generar estallido social”.

ECUATORIANOS EN EL MUNDO...

La imagen puede contener: texto

La imagen puede contener: 2 personas, texto

La imagen puede contener: 5 personas, texto



Hay que estar muy atentos ante las acciones desestabilizadoras...
...ubicar el lugar donde se sospeche de algún hecho irregular, cuadra, calle, parroquia, barrio, urbanizaciones, montaña, tomar fotos, identificar al enemigo para su captura inmediata, seamos sigilosos en el actuar.
- Llamado de alerta: van a llenar las redes de informaciones falsas y contrainformación con el objetivo de crear sosobra en la población, mantengamos a los camaradas informados en tiempo real por los mecanismos que hemos instrumentados. Tupamaro en la calle combatiendo la mentira.
Jose Pinto

lunes, 21 de enero de 2019

EL PARTO DE LOS MONTES


Luis Britto García

Nunca se formularon pronósticos tan aciagos ni amenazas tan contundentes.

Jamás mayor confabulación de fuerzas, alianza tan titánica, complot tan invencible, ejecutores con mayor capacidad y precisión se unieron para evitar que un país ejerciera la democracia.

Sabíamos todos que el 10 de enero sería el Día más Largo del Siglo, el Fin de los Tiempos, el Apocalipsis Now, el momento en que la oposición se dejaría de postergaciones y tomaría por fin el poder que durante veinte años no había conquistado por no pecar de apresurada.

Basándose en las Profecías de Nostradamus, el horóscopo y la oración del tabaco, el secretario general de la OEA predice el aislamiento diplomático total de Venezuela,  sólo para fracasar en la ONU, no poder lograrlo en la propia OEA y confiar la tarea a los trece miembros del Grupo de Lima, de los cuales cinco se retractan de su declaración contra la Patria de Bolívar antes de que Maduro tome posesión de su cargo ante delegaciones de 140 países. 

Los presidentes de los 8 países del Cartel de Lima que no se retractaron de la declaración contra Venezuela duermen inquietos mientras  sueñan que toman Caracas con sus aguerridos ejércitos para repartirse el país  que la oposición ofreció  conquistar para entregárselos.

Los dirigentes de los doscientos grupos antagónicos de la Oposición no duermen esperando el amanecer del día excelso en el cual recibirán el poder de las manos mismísimas del Presidente Donald Trump, jefe supremo de la intervención humanitaria del South Command.

Los altos mandos del Comando Sur no pegan un ojo esperando el arranque del gran ejercicio militar con efectivos de 25 países (incluidos Francia y  Reino Unido), con el cual invadirán Venezuela y la sembrarán de bases militares una vez que los paramilitares hayan  liquidado a todos los bolivarianos y estén listos para darles la bienvenida.

La noche en blanco pasan los 734 mercenarios paramilitares acampados en la región colombiana de Tona esperando la orden del Presidente Duque para iniciar el atentado de falsa bandera que  les entregará en bandeja de plata el Golfo de Venezuela, las reservas petrolíferas del Zulia y la Cordillera de los Andes por obra y gracia de los Founding Fathers y del presidente de Guyana. .

No cierra un ojo ell depuesto Presidente de Guyana desde su sala de desahuciados en el Hospital de Georgetown, esperando que le entreguen Venezuela los buques exploradores de la Exxon enviados a invadir sus aguas territoriales.

Una intranquila noche sufren los capitanes de los buques exploradores de la Exxon esperando desembarcar en territorio ocupado por  Jair Bolsonaro.

No pega los párpados  el Mesías Bolsonaro  en plegaria continua al mando de sus camisas negras Guerreros de Dios a la espera que la base militar de Estados Unidos que planea instalar le entregue  la Amazonia Venezolana más las centrales hidroeléctricas de El Guri, Caruachi y Tocoma más el Arco Minero más la franja Bituminosa más todo lo que haya, hasta que al amanecer los militares brasileños vetan la instalación de la base estadounidense, y no le queda más remedio que esperar a que le entreguen el país  los gremios empresariales venezolanos.

En plena vigilia  pasan la noche predestinada los gremios empresariales, afinando  planes para subastar empresas básicas, eliminar  estabilidad laboral y  prestaciones sociales, privatizar salud,  educación y  seguridad social y  ríos y  lagunas y  aguas y lluvias y cuanto sea privatizable nada más le entreguen el poder los militares juramentados que  tenía listos un coronel retirado que habla muchas pendejadas cuando bebe.

En un botiquín de la carretera de Turgua el coronel retirado explica que lo que él esperaba era que le pusiera el poder en las manos las bases de la OTAN en las Malvinas, 
Guadalupe, Jamaica, Martinica, Antigua, Barbuda, Granada, Belice y la que supuestamente va a ocupar Colombia.
La OTAN se disculpa porque lo que ella proyectaba era que invadiera Venezuela la nueva Alianza Militar Europea de doce países destinada a desplazar a la OTAN.

La nueva Alianza Militar Europea explica que ellos pasaron la noche en vigilia esperando que la llamara para entregarle el país  el  gran alzamiento colectivo de las masas venezolanas.

Las masas venezolanas celebran la pacífica toma de posesión del Presidente electo sin otro incidente que deplorar que el que alguna oposición malandra queme medicinas contra la diabetes y equipos de diálisis.

Una vez más los profetas del desastre se quedan con los crespos hechos por estar esperando cada uno que el otro le haga su tarea.

Ya ni en ellos mismos creen.

LOS ASES DE LA BARAJA


Luis Britto García
LOS ASES DE LA BARAJA

Un apretado conjunto de símbolos define la forma en que entendemos el mundo. Zodíaco, tarot, baraja española no determinan cómo  funciona el universo, sino la manera en que percibimos la realidad. En su perspicaz libro  Figures mythiques et visages de l’œuvre. De la mythocritique à la mythanalyse, (Paris, Berg International, 1979),  Gilbert Durand organiza el enjambre de los símbolos en torno a los cuatro elementos y su correspondencia con los  emblemas de la baraja española. Veamos qué nos dicen sobre nuestro país y sobre la mano que podemos jugar con ellos.

As de oros. Oro, luz solar, fuego, brillo,  riqueza, fuerzas materiales, centro, rueda, movimiento, eterno retorno, piedra filosofal que purifica el alma,  metal incorruptible que lo corrompe todo. A pesar de  sus desesperados esfuerzos, no ha podido despojarnos el adversario del oro negro ni del dorado. Todas sus agresiones siguen teniendo por objetivo arrebatárnoslos. Repitamos lo obvio: disponemos de la quinta parte de las reservas de hidrocarburos que hacen funcionar el mundo; de la segunda reserva de oro del planeta. Incluso con la producción disminuida a millón y medio de barriles diarios, ello nos asegura un ingreso de 47.000 millones de dólares anuales, suficientes para repotenciar PDVSA, pagar los vencimientos de la deuda externa  y estabilizar la economía. Crimen sin nombre sería entregar la gallina de los huevos de oro para conjurar un supuesto default, cambiarla por un plato de lentejas para refinanciar deudas que jamás debieron contraerse, subastarla por el mendrugo de un miserable soborno.

As de bastos. El basto es tierra, retoño, arma del invencible Hércules, cetro de los primeros reyes, falo, bastón de mando,  poder generativo de la naturaleza,  de la agricultura, de la cría. Una campaña de calumnias nos difama como país incapaz de producir lo que consumimos. Hasta hace unos cuatro años, según las últimas cifras disponibles de las Hojas de Alimentación, producíamos el 88% de nuestros alimentos. Por eso, en medio de la escasez programada, nunca faltaron las verduras que no podían ser acaparadas. Un oligopolio de una docena de empresas distribuidoras intenta aniquilar la rama floreciente de nuestro agro. Mejor podarlas, que permitir que la fecunda selva acabe en desierto.

As de copas. Copa, caliz, matriz, sangre, agua,  cofre, vida, corazón.  La copa sólo recibe para dar. Es la femineidad protectora, la promesa de satisfacción de las necesidades primordiales. La copa redistribuye para todos lo que antes era de pocos o de nadie. Sólo es nociva cuando conduce a la embriaguez y el derroche que se dispersa en el  vómito.  La dispensadora de la abundancia nos elevó del Nivel de Desarrollo Humano Bajo al Nivel de Desarrollo Humano Alto, nos convirtió en el país con menor Índice de Desigualdad de la América Latina capitalista. Si no entregamos el oro, tendremos siempre la copa para beber nuestro sudor multiplicado en vida.

As de espadas. Espada, símbolo de la cruz, del discernimiento entre el bien y el mal, de la justicia, del poder.  Ni el oro deslumbrante, ni la generosa naturaleza, ni la convidante copa son nada sin la espada que las defienda. La autoridad del Estado evita que la riqueza devenga botín de los predadores. Con todos sus defectos, debilidades y omisiones, Venezuela ha templado una espada de doble filo que durante dos décadas ha resistido las más abruptas pruebas sin quebrarse: la organización política mayoritaria, y las Fuerzas Armadas.  Los  enemigos externos  vacilan ante un cuerpo del ejército de 315.000 efectivos y una  reserva de unos 438.000, ante una coalición política que ganó 23 de 25 consultas electorales.  Esos poderes, que han contenido la amenaza externa, deben conjurar la interna. Cortar la infiltración paramilitar que  crea una parasociedad, una paraeconomía, una parapolítica. Cauterizar fronteras que son más bien heridas. Controlar con el filo de la justicia la corrupción y la docena de empresas que programan la muerte por  hambre de treinta millones de venezolanos.

Nunca tuvo país alguno tan espléndida mano para la partida de la victoria. De nosotros depende no entregar ni malversas esas cartas triunfadoras. Necesario es vencer: también es posible.

                             EXVOTOS

     Aquí ve usted la ristra de los exvotos que a lo largo de los años se fueron depositando ante la imagen gloriosa de San Miguel. Corresponde cada dije al agradecimiento por un verídico milagro.

     Era poderoso el sonajero de exvotos: daba aparente fe de la competencia del Santo. Pero también acentuaba su preocupación el tener tantas causas que defender y ninguna que dejar en otras manos, pues no había otras que intercedieran por nosotros.

     Aquí tiene usted este exvoto en forma de barquito, de un modelo arcaico y orfebrería minuciosa. Ocurrió quizá en peligrosa ocasión, cuando perseguían los corsarios el patache de don Juan Mendes y vino a refugiarse en la desembocadura del río y un caballero con gran resplandor de armas intimidó a los herejes impidiéndoles el desembarco.

     Casita con torre, quizá el mismo templo que era la primera gran edificación de los vecinos y se usaba más que como iglesia como fortaleza contra demonios del mar y  salvajes.

     Dejemos de lado estos triviales testigos de pertenencias salvadas, casa, ganado, caballo o barca. Ha tiempo se perdieron o cambiaron de dueño.    

     Muchas serpientes hay. Esta culebrilla de plata quizá representa la sanación de picada de cascabel, sumamente abundante. Milagro ha de haber sido, pues la sutil ponzoña necrosaba los miembros y muchos expiraban en el monte antes de haber comunicado su desgracia. Todo tiene remedio, menos la muerte.

     Un exvoto de plata manchada en forma de cunita quizá refiera  la larga rogativa por la fertilidad de la chozna Onésima, que tras peregrinar y acoger largamente peregrinos alcanzó por fin la dádiva que extendió su linaje. A partir de ésta abundan las cunitas, de latón o de plata. Se percibe el favor de la fertilidad o la curación de un niño, que morían muchos en proporción de tres a uno por las delicadezas propias de su infancia.

     Este pequeño pie encontró o quizá no encontró su camino. Anduvo por tantos suelos y sufrió tantos roquedales sin poder ni siquiera mirarlos hasta el último paso.

      He aquí otro pie con sandalias como de peregrino. Ingrimo y sólo está entre las demasiadas muletas. Fue quizá el pie de don Luque de Vivar, que tanto anduvo que vio El Dorado. Puede haber huellas suyas en el intrincado suelo de las selvas donde el mundo termina. La intercesión milagrosa le permitió quizá volver sobre sus huellas hasta confundirlas con las de todas las gentes.

     Hay muchos exvotos de latón y de estaño de la época difícil de la Guerra a Muerte cuando se necesitaban tanto los prodigios y tan poco había con qué agradecerlos. Muchas son las muletas de heridos que pedían el restablecimiento sin saber que el milagro había sido la salvación de la vida.

     Reaparece aquí el motivo del barquichuelo, de un modelo arcaico pero que quizá corresponda a las piraguas en las que huyeron tantos de la Guerra  Federal hasta dar en  Curiapo con la última orilla del Orinoco.

     ¿Será este brazo llagado de los tiempos de la peste, cuando la ciudad era ya diócesis? ¿O fue este cráneo roto hito del gran temblor de tierra que perdió a la Primera República?

     En estas manecitas ya hay una clave del misterio, que sólo lo agudiza. ¿Aclara o enturbia algo el gesto bendiciente de índice y medio juntos y pulgar opuesto a corazón y a meñique? ¿Es ingenuidad o burla la mano que hace los cuernos con  meñique  e índice? ¿A quién apunta el índice solitario, quién huyó de su señalación hasta el final y la consumación de los siglos?

     Hay narices, salvadas quizá de un golpe o de bubas. Puede ser que olieran los jazmines del pueblo, que eran famosos.

     Corresponde este tubito de plata a un exvoto de la garganta. Eranmuchas toses que se paliaban con miel de abejas silvestres, el panal entumido en el frasco, y a pesar de ellos no se salvó mucho joven.

     Esta oreja posiblemente oyó el mal y éste se deslizó  serpenteando por las circunvoluciones de sus surcos hasta la crasa herida del tímpano. Por allí llega la perdición facilitada por la suavidad más directamente que por la vista.

     Un ojo maravillado configura este exvoto: abierto, sus grandes pestañas irradian ansiosas de contemplar. ¿Quién salvó la visión para las cosas fugitivas del mundo? Contempló quizá la fundación del pueblo y quizá se cerró poco antes de su disolución. Miró desde siempre tantas amarguras y faltas, tantos que vinieron y ante la imagen suplicaron en vano.

     Hay unos cuantos exvotos en los que están patentizados muelles y voluptuosos senos. Nadie sabe si éstos al fin dieron leche o encontraron quien los besara o remitieron de mala tumoración. No posibilito que fueran ofrecidos en pago de satisfecho deseo. Qué niño dormiría sobre este regazo. No hay exvoto de otras partes, quizá igual de perturbadoras y  más de afligidas.

     Hay también  bocas como  beso estampado en metálica plata. Dijeron quizá sus oraciones porque en lo precario de esas vidas todo era un rezo.

     Quién explicará este corazón. O bien testimonia la cura de palpitaciones o el encarnizamiento de mal de amores. Qué ingrato o ingrata lo hizo sufrir tanto. Las pasiones eran imposibles en este pueblo cuando mediaba la sangre o la muerte. Hay muchos. Sólo se diferencian en el grosor o tamaño.

     Se sabía muy poco de la mecánica de los órganos. Se presentan aquí las vísceras como aparente sede del dolor, mas no con valor de diagnóstico, que aclara tanto. Hay  en los exvotos entonces también el error y la confusión y ni siquiera en cosa tan seria como el milagro está laverdad representada.

     Hay estos curiosos conos en forma de lágrima, quizá vejigas aliviadas o derramado llanto.

      No se ven aquí las figuraciones del terremoto o del diluvio que hacen creerse al hombre abandonado en el mundo. Sólo lo que toca o hiere su cuerpo se vuelve alegórico.

     Hay trocitos de plata inexplicables. A saber vaya usted cuál de éstos es el exvoto de la fiebre y cuál el de los malos sueños.

     Había también aquí el posible daño de lo Innonmbrable, que extraviaba tantas almas. ¿Cómo representar la pesadumbre que acometía en la soledad? Puede ser que esta cruz represente la remisión de una pena, o su aceptación resignada, que es como cargarla a cuestas.

     Ve usted entonces aquí sin nombre nuestra historia, que es la de nuestros dolores. Unos son toscos, otros delicados. Falta también todo nombre de orfebre, y esa omisión nos acerca más a ellos.

     En verdad estos exvotos muestran la prolongada ingratitud del humano. Si consideramos la numerosidad de los organos, el verdadero milagro es que permanecieran durante tanto tiempo incólumes. Mas: el milagro sólo recuerda la imperfección y la penuria del sistema: nunca su patente gloria.

      Si esos tantos huesitos que damos a la huesa representan lo que quedó de nuestras vidas, son los exvotos como las cenizas de nuestra alma:  desnudas en el instante en que su precariedad palpó la  esenciaverdadera de lo divino, que sólo para esconderse se aparece.

     El órgano sólo se transfiguró en espíritu atenazado por la urgente amenaza de la pudrición o del daño. Arrojó entonces esta pequeña perla de sufrimiento, como testimonio de una voluntad de recuerdo que era realmente de olvido.

     Está el exvoto del robo de los exvotos. Ello fue hecho por persona encallecida en el mal y la encontraron muerta en el borde de un camino con la ristra de los exvotos como cascabeles en torno de la garganta.

       Hay en fin este corroído exvoto en forma de luna, inexplicable.

     Salvados, rescatados, recuperados, ¿dónde están ahora?  Callaron las sanadas gargantas y se cerraron los iluminados ojos y los miembros descansan.  La misma imagen fue desaparecida porque echó a andar por este mundo o según dicen otros por latrocinio de modo que nos quedamos sin patrono en este pueblo que lo había perdido ya todo. Descansó así de su trabajosa intercesión ante un Dios tan difícil.
    
     Podríamos en realidad con estos exvotos recomponer un ser todos y cada uno de cuyos miembros devorado estuviera de ruina. El creyente perfecto sería este ser precario, el totalmente afligido, porque para reponerse requeriría no uno, sino mil milagros, o el que anima con el inexplicable temblor de la vida tantas piezas dispersas.

      Ahora pienso yo si juntando tantos ojos manos piernas de los milagros del Santo no sería posible tener el Santo mismo, o si la fe lograría el milagro de la restauración de los fragmentos que nos lo restituyeran íntegro y glorioso.

     O si fue su intento repartir su cuerpo en estas medallitas o palabras como advirtiéndonos que contra la final dispersión no hay remedio.

     Camina en el recuerdo el Santo con centenares de pies y decenas de ojos rescatados. Otro santo luminoso mora en el amanecer, que es el de los favores concedidos y no agradecidos, y otro vaga por la noche: el de los favores no concedidos,  nube de sueños.

     San Exvoto podríamos llamar a este Santo sin nombre hecho no más de aquello que dio  a los hombres hasta agotarse totalmente en su destructiva munificencia, pues no dejamos más que nuestras obras en manos de la nada.

     Quizá él exista o quizá no sea más que pedazos, voces, nombres, sin relación los unos con las otras.

     Este es el verdadero santo: y su obra somos.
                           



Duque está cumpliendo al pie de la letra órdenes imperiales.

*JUAN MARTORANO.
Una lectora colombiana que tiene muchísimos años en Venezuela, me compartió una serie de reflexiones, a propósito del reciente estallido del carro-bomba en la Escuela santanderiana de policía en Colombia, que es bueno socializar.
Dicho acto terrorista, que ha obtenido el rechazo y la condena a escala mundial, tiene todos los indicios de ser otro falso positivo, que está a la vista y es evidente, ya que Duque es continuador del accionar de su mentor, Álvaro Uribe Vélez, y de su antecesor, Juan Manuel Santos.
De hecho, aún estaban calientes los cadáveres en este atentado (o lo que quedo de ellos) cuando el presidente Duque ya comenzaba advertir a gobiernos como Cuba, Nicaragua y Venezuela sobre lo que “les pueda ocurrir”. Asimismo el presidente brasilero Jair Bolsonaro señaló que “ojalá Venezuela no le otorgué refugio al ELN”. ¿Casualidad?
Evidentemente, Duque tenía ganas desde hace rato, dinamitar los diálogos de paz con el Ejército de Liberación Nacional (ELN) pero no tenía las condiciones para ello. Este “evento terrorista” le sirvió en “bandeja de plata” el justificativo para esa ruptura.
Toda esta serie de eventos y asesinatos a más de 300 líderes sociales, hacen que se nos parta el corazón. Lamentablemente con el gobierno de Iván Duque, vuelve a ese país la guerra sucia, más terror y más miedo.
El terrorismo en Colombia siempre ha sido promovido desde el Estado, por eso no podemos descuidar los intentos de este gobierno guerrerista y regentado por paramilitares, lo que pretenden no sólo a lo interno de ese país, sino para el resto del continente.
El imperialismo estadounidense, eso es importante reiterarlo, tiene su laboratorio de guerra en Colombia, y ciertamente lo están activando para violentar la paz de toda la región, y sus garras están dirigidas fundamentalmente hacia Venezuela.
De ahí la labor cipaya y traidora de Julio Borges, quien de manera jalabola y cobarde pretendía vincular el evento terrorista al gobierno encabezado por Nicolás Maduro. Las propias investigaciones realizadas por los cuerpos de seguridad y efectivos de la fuerza pública, determinaron que no había implicación alguna de venezolanos y funcionarios de ese país en ese atentado criminal.
Y de ahí, que no podemos bajar la guardia, porque Duque está cumpliendo su parte dentro del entramado desestabilizador y en aras de concretar una acción armada en contra de Venezuela. Y en ese plan lo acompaña Jair Bolsonaro y desde Guyana.
De acuerdo a informaciones que a uno le llegan por diferentes vías, fundamentalmente internacionales, que señalaban que esperaban la juramentación del presidente Nicolás Maduro para darle una especie de ultimátum, que si el 23 de enero Maduro “no entrega el poder” a la Asamblea Nacional en desacato (AND), ahora sí vendrá la invasión, hay que evaluarlas en su justo contexto y dimensión.
Si bien pienso que estas informaciones obedecen más a operaciones en el marco de una guerra psicológica que contribuya a exacerbar aún más a la angustia y disociación a la población, tampoco podemos desdeñar de buenas a primeras estas advertencias. De ahí la necesaria alerta que habrá que tener por estos días previos a los eventos del 23 de enero, ante posibles acciones desestabilizadoras. Nuevamente en el estado Táchira apuntan a la generación de eventos desencadenantes de alto impacto que originen conmoción nacional, y evidentemente por ser fronterizo con Colombia. Así que atentos.
Por ello, y como lo señaló esta buena camarada que me hizo llegar este mensaje, Duque está cumpliendo al pie de la letra las órdenes imperiales que le han dado.
Así que no estemos alarmados, pero si alertas, atentos y prevenidos.
Bolívar y Chávez viven, y sus luchas y la Patria que nos legaron siguen.
¡Independencia y Patria Socialista!
¡Viviremos y Venceremos!
¡Hasta la Victoria Siempre!
¿Qué podría hacer EEUU frente a la avanzada defensa aérea de Venezuela?

En medio de las tensiones que hay entre Venezuela y EEUU, el medio The Military Watch hizo un análisis de las defensas que tiene el país latinoamericano y cómo podrían ser penetradas.
Según destaca el medio, Venezuela cuenta con un avanzado arsenal de armamentos aéreos. Tiene la versión más capaz de los cazas rusos Su-30: la denominada MK2. Estos combinan los sistemas radioelectrónicos más modernos, un temible armamento y una maniobrabilidad incomparable.
Teniendo en mente que EEUU nunca se enfrentó a un enemigo que tuviera cazas de cuarta generación, los Su-30MK2 de la generación 4+ tienen una considerable ventaja sobre la base de las fuerzas aéreas estadounidenses: los cazas F-15 Eagle y los F-18E Super Hornet, indica el medio.
De acuerdo con Military Watch, las cosas podrían cambiar con la introducción de los F-15X, que suponen una profunda modernización de los F-15 que están volando en la actualidad. Pero se prevé que será recién en la década de 2020 cuando el nuevo Eagle vuele.
Los militares estadounidenses experimentarían aún más dificultades al añadir a la fórmula los sistemas de defensa aérea de Venezuela, entre los cuales están los BuK-M2 y S-300VM. Ambos sistemas son los más avanzados de su clase y EEUU tampoco luchó contra países con sistemas similares, señala el medio.
Además, las aeronaves de la cuarta generación nunca fueron diseñadas para enfrentarse a tales sistemas de defensa aérea como el S-300, menos aún contra sus versiones avanzadas.
Por lo cual, esta combinación de los cazas rusos de la generación 4+ y los sistemas de defensa aérea a disposición de Venezuela supondrían una "barrera insuperable para estas aeronaves, que constituyen la vasta mayoría de la flota estadounidense".
De tal modo, el medio llegó a la conclusión de que el uso de los cazas de quinta generación sería la única manera de penetrar las defensas venezolanas. Se trataría únicamente de los F-22.
Puesto que la sección de radar equivalente del F-35 es muchas veces más grande, estos cazas se denominan como 'pseudofurtivos'. Tampoco podrían enfrentarse a los cazas Su-30MK2, razón por la cual los F-22 serían la única opción de EEUU en los cielos sobre Venezuela.
Según las estimaciones del medio, con la ayuda de aviones cisterna y de las aeronaves de alerta temprana AWACS, los F-22 podrían lanzar ataques contra los sistemas de defensa aérea de Venezuela y en el cielo serían capaces de enfrentarse a los Su-30MK2.
Otro medio de ataque que podría funcionar para EEUU en Venezuela serían los misiles de crucero lanzados desde los bombarderos estratégicos B-52. El propio medio admite que los sistemas de defensa aérea de fabricación rusa podrían derribar dichos misiles, pero sus capacidades tienen límites y con un ataque lo suficientemente masivo, algunos misiles podrían penetrar las defensas.
Por último, la ausencia de fortificaciones considerables en las bases aéreas y en los sistemas de defensa aérea sería un punto débil de Venezuela, que permitiría a EEUU atestar más golpes con efectividad. Solo después sería posible el uso de los cazas estadounidenses de cuarta generación.
Anteriormente el canciller de Venezuela, Jorge Arreaza, denunció ante la ONU a Estados Unidos por buscar "ahorcar la economía venezolana y promover un golpe de Estado contra Maduro".

DECLARACIÓN DE PRENSA DEL  Foro Itinerante del Poder Popular  “Independencia, Socialismo y Paz”     del  estado Carabobo,  E...